Compartir

Todos estamos de acuerdo en que el plástico es malo para la humanidad. Podría haberse convertido en parte del estilo de vida moderno, pero la conveniencia de las bolsas de plástico para las compras conlleva un costo muy alto para el medio ambiente y nuestra salud.

Por lo tanto, con el fin de crear conciencia sobre los males del plástico y facilitar algo que se puede utilizar como un reemplazo, un equipo de investigadores creó “Ooho”, las burbujas de agua comestibles.

Envolviendo una gota de agua potable dentro de una capa comestible hecha de extracto natural de algas asegura que nada se va a desperdiciar. Además, las gotas son totalmente biodegradables. No quedará nada si no se usan por más de 6 semanas.

Skipping Rocks Lab, el brillante equipo detrás de esta idea no es una organización multinacional, sino un grupo de niños inteligentes del Imperial College de Londres.

Primero presentaron este proyecto en 2013 y desde entonces han estado trabajando implacablemente para hacer su idea un éxito. La página de “crowdfunding” (financiación colectiva) que abrieron recientemente recibió 750.000 dólares.

Estamos recibiendo fondos en #Crowdcube. Ayúdanos a terminar con los envases, contribuye hoy y difunde la iniciativa!

Dado que las botellas de plástico tardan cientos de años en descomponerse, si esta burbuja de agua llega a ser comercialmente viable, ¡imagina cuánto plástico vamos a erradicar de nuestras vidas!

Compartir